Protege tus oídos en verano

Con el verano y las vacaciones todos tenemos más ganas de salir de casa y disfrutar de toda la oferta de ocio y festividades que nos ofrecen pueblos y ciudades. Pero con estas escapadas uno de los órganos que más sufren son los oídos que hay que cuidarlos y protegerlos como hacemos con la piel en días de sol.


La contaminación acústica es uno de los factores que más molestias causan en verano como el ruido de las obras de construcción, el alboroto de las fiestas populares o el elevado volumen de la música de los locales de ocio nocturno acompañado del bullicio de las calles y terrazas. Otros de los factores que pueden provocar molestias en los oídos vienen derivados de la humedad, el agua de las piscinas o playas y los cambios de presión producidos en los viajes, sobre todo si son por mar o aire. En algunos casos estas molestias pueden derivar en complicaciones del sentido auditivo.


Según un estudio realizado por los centros audivitos Oi2 8 de cada 10 españoles declara no haber acudido nunca a un especialista que revise sus oídos y los que lo hacen tardan una media de entre tres y cinco años. El propio centro nos ofrece una serie de consejos para prevenir el malestar del sentido auditivo:


– Evitar la exposición de forma prolongada a ruidos fuertes y a corta distancia como, por ejemplo, los petardos de las fiestas populares.

– Bajar el volumen de la música o del televisor si no se pueden oír las conversaciones cercanas.

– Limitar el tiempo de escucha de música mediante auriculares.

– Evitar el baño en aguas poco saludables.

– Zambullirse lentamente en playas y piscinas y no llegar a excesivas profundidades.

– Prohibido el uso de bastoncillos o elementos punzantes para secar los oídos, solo utilizar toallitas.

– Usar protectores a medida como tapones y de material hipoalergénico que se adaptan totalmente al conducto auditivo.

– Si aparece alguna molestia acudir enseguida a un especialista.


Con estas recomendaciones evitaremos problemas con los oídos y disfrutaremos mucho más de todo lo que nos ofrece nuestro merecido periodo vacacional.