Los españoles gestionamos fatal nuestro tiempo

¿Cuántas tareas te pones en la agenda cada día? ¿Y cuántas te da tiempo a realizar? Si la respuesta es poco más de la mitad, cumples con las estadísticas.

Según un estudio publicado por la Comisión Nacional para la Racionalización de los Horarios Españoles, los españoles solo completan el 59% de las tareas que se marcan para el día. Teniendo en cuenta que, según la OCDE, España es el segundo país europeo donde más horas se trabajan al año, parece que tenemos un serio problema de organización, ¿no?

Para analizar la situación, empecemos por nuestros hábitos.

Los españoles prefieren comenzar la jornada con las tareas más gratificantes dejando para el final las más complicadas y que llevan más tiempo, lo que provoca jornadas laborables interminables que impiden el disfrute del tiempo de ocio y descanso.

Esto hace, por ejemplo, que estemos a la cola en productividad. Y resulta que nuestros malos hábitos no son pocos.

Según el presidente de la Comisión, Ignacio Buqueras, hay costumbres que deberiámos cambiar para optimizar nuestro tiempo de trabajo; por ejemplo, dedicar menos tiempo a la hora de la comida, priorizar nuestras tareas o perder menos el tiempo en distracciones que no nos permiten realizar nuestra actividad y por lo tanto no nos ayudan optimizar nuestro tiempo.

Todo ello redundará en mejorar la calidad de la vida cotidiana, en una vida personal más enriquecedora, en empresas más productivas y en trabajadores más eficaces.



Desde la Comisión Nacional consideran que hay una urgente necesidad de reexaminar los tiempos de trabajo, regularizarlos con ritmos más equilibrados de acuerdo a las necesidades personales –comida, sueño, ocio, formación…- y normalizarlos a partir de unas exigencias, prioritarias, para una conciliación de la vida personal, familiar y laboral.

Nosotras estamos totalmente de acuerdo, ¿y tú?

No te pierdas el Decálogo que ha elaborado la Comisión para optimizar nuestro tiempo. ¡Seguro que te es muy útil!