“Las locuras por amor son comprensibles”


Con sólo 21 añitos la actriz Clara Lago puede presumir de tener un currículum envidiable. Ahora está inmersa el el rodaje de una película, cuando tiene que sacar tiempo para promocionar proyectos anteriores.

Acaba de estrenarse “La cara oculta”, un thriller psicológico que protagoniza junto a Quim Gutiérrez, y en el que muchos aseguran que recae sobre ella la interpretación estelar.

Además Clara se encuentra inmersa en el rodaje de “Fin”, de nuevo una historia de suspense en la que comparte cartel con Maribel Verdú, y en la que podremos ver estrenándose como actor a Andrés Valencoso.

Y casi sin tiempo para un respiro tendrá que incorporarse al de “Tengo ganas de ti”, la secuela de “Tres metros sobre el cielo”, en la formará un triángulo amoroso junto a Mario Casas y María Valverde no exento de morbo – por aquello de que ambas han caído en las redes del guapo actor.


¿Qué te atrajo más de este proyecto?
No lo pensé demasiado, fue algo muy instintivo Me enamoró por completo del proyecto, de mi personaje, y de la forma en que estaba contada la historia. Una auténtica conexión con el guión desde el principio.


Los celos por amor es uno de los ejes centrales de la película..
Sí, me gustó mucho la forma en que se trata en la película, es muy real. Empatizas mucho y te identificas.


¿Cómo te llega la oportunidad de hacer este papel? Porque en un principio iba destinado a una actriz de mayor edad…
Sí, pero la verdad es que cuando leí el guión me chocó que fuera así, porque la decisión tan loca que toma mi personaje, Belén, no me parecía propia de una mujer más adulta.

Está loca de amor, y por eso actúa sin pensárselo; no me fue difícil indentificarme con eso. Hice una prueba con Quim y les gustó mucho.


¿Qué piensas de las peleas entre mujeres por un hombre?
Las mujeres somos retorcidas. Creo que las locuras por amor son en cierto modo comprensibles.

Cuando es en positivo puede ser lo mejor que te pase en el mundo, y cuando se trata de desamor podemos cometer las acciones más inimaginables. Siempre hemos asociado el amor a la posesión, a la falta de seguridad.


¿Cómo va el rodaje de “Fin”, tu última película?
Sí, llevamos un mes de rodaje y está siendo increíble. Me preocupa incluso a veces, porque el nivel de relajación es enorme, a pesar de que el rodaje está siendo complicado.

Parecemos un grupo de colegas que quedaran muy a menudo, nos reímos sin parar y me lo estoy pasando muy bien.


¿Qué tal es trabajar junto a Maribel Verdú?
Ya habíamos coincidido antes en un festival de Argentina. Ya por aquel entonces me dijo que era muy fan mía, y casi me caigo al suelo.

Cuando me enteré de que iba a trabajar con ella me alegré mucho. Maribel es maravillosa, es un monstruo interpretativo. Pasa de la risa al llanto en cuestión de segundos. El elenco en general es muy bueno.

Andrés Velencoso se estrena con esta peli y es un chico muy humilde, siempre está intentando aprender y nos pregunta constantemente.