El aceite de jojoba es una cera líquida que proviene del prensado en frío de los frutos de la jojoba, una planta cuyo nombre científico es Simmondsia chinensis que crece en Centroamérica.

Conocido por sus propiedades calmantes, emolientes e hidratantes, el aceite de jojoba en la piel se absorbe rápidamente sin dejar sensación de grasa; utilizado constantemente, refuerza la película hidrolipídica de la epidermis y es capaz de regular la producción de sebo por parte de las glándulas.

Además de ser un excelente producto normalizador para pieles mixtas y grasas, el aceite de jojoba es útil para el tratamiento de la piel seca y agrietada, para calmar la piel de irritación y para la belleza de cabello.

Veamos ahora una descripción general de los principales usos del aceite de jojoba para rostro, cuerpo y cabello.

Aceite de jojoba para un rostro suave y una piel brillante

Entre los múltiples usos del aceite, la piel juega un papel protagonista: Aceite de jojoba para el rostro es excelente para las arruga gracias a la acción de atenuación y relajación de la piel tanto en el rostro como en el cuello, siempre que se utilice de forma constante todos los días.

También apto para hombres, el aceite de jojoba es perfecto como emoliente, antes y después del afeitado, con un pequeño truco: si se usa antes del afeitado se debe masajear bien y poner en una cantidad abundante, mientras que después del afeitado unas gotas son suficientes para suavizar la epidermis.

Del mismo modo, puedes usarlo como base para preparar la piel para la base de maquillaje o los polvos.

Además, las múltiples propiedades del aceite de jojoba lo convierten en un elemento natural perfecto también en el cuerpo.

Ideal para prevenir las estrías es también apto para mujeres embarazadas. En este caso particular, sin embargo, es necesario tener la constancia de usarlo tanto antes como durante los meses de gestación para que sea capaz de hidratar la epidermis en profundidad evitando la formación de estrías gracias a su acción elastizante.

Un elemento adicional incluso para las que no están embarazadas, por ejemplo para usarlo como aceite de masaje: El aceite de jojoba es fácilmente reabsorbido por la epidermis y por lo tanto es perfecto para masajes drenantes o estimulantes de la circulación.

El aceite de jojoba en la piel también está indicado para antes de la exposición al sol. Aunque no tiene propiedades protectoras frente a los rayos UVA (por lo que nunca debe sustituirse por una crema solar), hidrata profundamente la piel evitando la típica descamación de la piel seca.

Sus propiedades la hacen adecuado también para después del baño en lugar de la clásica crema hidratante. En este caso recomendamos aplicar el aceite sobre la piel que aún está húmeda hasta su total absorción y luego pasar a un delicado secado completo.

¿Y los bebés? Ellos también pueden beneficiarse del uso de aceite de jojoba! Usado en cada cambio de pañal junto a la habitual pomada elimina el enrojecimiento y suaviza la piel del bebé.

Aceite de jojoba: para cabello brillante

Si se usa antes del champú (que recomendamos lleve productos naturales) ayuda tanto a regular el sebo y reducir el picor, como a suavizar la piel eliminando la caspa. Pero eso no es todo: también ayuda a combatir la caída del cabello estacional gracias a la acción hidratante que ofrece

También es ideal para mejorar cabello seco y quebradizo, se puede usar solo después del champú, pasando una pequeña cantidad por los largos, o combinando unas gotas de producto con la espuma o gel normal que sueles usar para peinar.

Si usa cada vez que te lavas la cabeza, el aceite de jojoba en el cabello tiene efectos sorprendentes: la composición aceitosa permanece en el cabello nutriéndolo incluso después de la aplicación. ¿Resultado? Cabello suave, brillante y sano.

El aceite de jojoba es un producto natural indicado para la belleza y el cuidado de todas las pieles, especialmente las mixtas y grasas y para las pieles sensibles. También es excelente contra el cabello seco y las puntas abiertas.

Aceite de jojoba: 10 usos para la piel y el cabello

Ahora veamos 10 consejos prácticos para usar el aceite de jojoba en tratamientos de bricolaje que promueven la salud de la piel y el cabello.

1 Calmante después de la depilación

Mezcle 15 mililitros de aceite de jojoba y 15 mililitros de aceite de caléndula; agregue 20 gotas de aceite esencial de lavanda y 10 gotas de aceite de árbol de té y agite. Aplicar en la piel después de la depilación para evitar la formación de puntos rojos y prevenir la inflamación de los folículos pilosos.

2 Para desmaquillar la piel

Se puede utilizar como desmaquillador suave para ojos y rostro. Puedes usarlo puro o hacer un desmaquillador de dos fases mezclando partes iguales de aceite de jojoba y agua de rosas o manzanilla. Este desmaquillador bifásico no puede conservarse más de cinco días y debe agitarse muy bien antes de su uso.

3 Para deshacerse de las espinillas

Agrega una cucharada de aceite de jojoba a una cucharadita de arcilla blanca y mezcla bien. Agrega 10 gotas de aceite esencial de árbol de té, 5 gotas de aceite esencial de limón y 5 gotas de aceite esencial de salvia. Mezclar y aplicar la mascarilla en las zonas donde la piel tiene granos e impurezas. Dejar actuar unos 10 minutos antes de enjuagar con agua tibia. Puedes utilizar este remedio natural una o dos veces por semana para limpiar profundamente la piel y acelerar la curación de los forúnculos.

4 Antiarrugas para pieles mixtas y grasas

Si tienes el piel mixta o grasa puedes hidratarla con un aceite elaborado con 15 mililitros de aceite de jojoba y 10 mililitros de aceite de avellana, al que se le agregan 5 gotas de aceite esencial de limón. Aplicar unas gotas del producto en la cara por la noche, antes de ir a dormir.

5 Para tratar el cabello graso

Mezcla dos cucharadas de aceite de jojoba con 2 gotas de aceite esencial de salvia y 2 gotas de aceite esencial de limón y aplicando la mezcla en el cuero cabelludo. Deja actuar durante quince minutos, luego procede con el champú habitual y elimina todos los residuos de aceite. Repetir el tratamiento una o dos veces por semana para regular la producción de sebo.

6 Para puntas abiertas

Mézclalo con aceite de ricino a partes iguales y agrega aceite esencial de ylang-ylang (dos gotas por cada cucharada de aceite). Aplicar sobre el cabello húmedo distribuyendo bien el producto en las puntas. Déjalo actuar durante quince / veinte minutos, luego lávate bien el cabello. Repite al menos una vez a la semana durante combatir el cabello seco y puntas abiertas.

7 Contra las manchas de la edad

Para tratar las manchas oscuras que aparecen con la edad en el rostro y las manos, prepara este remedio natural con 30 mililitros de aceite de jojoba, 20 mililitros de aceite de rosa mosqueta, 10 gotas de aceite esencial de zanahoria, 5 gotas de aceite esencial de albahaca. Aplicar unas gotas del aceite obtenido masajeando las manchas de la piel. Repite una o dos veces al día para igualar la tez.

8 Para manos agrietadas

Mezcla 15 mililitros de aceite de maní, 15 mililitros de aceite de jojoba, 10 mililitros de aceite de germen de trigo, 10 gotas de aceite esencial de salvia, 10 gotas de aceite esencial de milenrama y 10 gotas de aceite esencial de milenrama. Aplicar el aceite a la piel agrietada de las manos dos veces al día para acelerar el proceso de curación del tejido.

9 Para el enrojecimiento de la piel de los niños.

El aceite de jojoba también es adecuada para bebés y niños pequeños. Por tanto, se puede utilizar puro para proteger la piel de los más pequeños y evitar irritaciones debido al uso de la pañal. Simplemente masajea una pequeña cantidad sobre la piel limpia después del cambio.

10 Para hidratar la piel del cuerpo.

Si tienes el piel grasosa puedes utilizar un aceite de masaje emoliente e hidratante a base de aceite de jojoba y aceite de avellana. Agrega 25 mililitros de cada aceite a una botella de vidrio oscuro y luego 3 gotas de aceite esencial de laurel, 3 de ciprés y 3 de cedro. Agitar y aplicar el aceite sobre la piel húmeda después del baño o la ducha masajeando hasta su completa absorción.

Aceite puro de jojoba: dónde comprarlo y cómo elegirlo

L ‘aceite puro de jojoba se puede encontrar en el mercado en tiendas especializadas, herbolarios o tiendas online. Los precios varían según la calidad y el fabricante. Generalmente, para uno paquete de 100 ml de aceite puro de jojoba i precios varían de 8 a 20 euros. También hay envases más grandes (hasta 500 ml) que, proporcionalmente, serán más cómodos de adquirir.

Pero tendrás que decidir por ti mismo cuanto comprar dependiendo del uso que le vayas a hacer teniendo en cuenta que, una vez abierto el envase, el aceite tiende gradualmente a ponerse rancio y, por tanto, sería mejor consumirlo en unos meses.

Cualquier paquete que compre, para asegurarse de que el producto contenga Aceite de jojoba 100% puro, deberá consultar la lista de ingredientes (o inci) y verificar que solo esté presente el ítem “Simmondsia Chinensis Seed Oil”.

Por último, recuerda que también hay en el mercado numerosos productos cosméticos que tienen el aceite de jojoba entre los ingredientes principales: entre estos encontramos productos antiarrugas, cremas corporales, cremas faciales, productos para el cabello e incluso maquillajes faciales. En resumen, el aceite de jojoba es muy utilizado en el mercado gracias a sus increíbles propiedades en la piel y el cabello.

Dónde encontrar aceite de jojoba

Aceite puro de jojoba

El aceite de jojoba penetra rápidamente en la piel y la deja sedosa y suave.

Aceite drenante de piel tipo Kapha

Aceite de drenaje Kapha

Precioso aceite indicado para quienes retienen el agua y los estados de ánimo fríos en profundidad.