Completamente vegetal, la esponja konjac generalmente tiene la apariencia de una media esfera, pero también se encuentra en otras formas, y sus dimensiones serán diferentes según se haya diseñado para el rostro o para el cuerpo. Existen en varios colores, que suele corresponder a una diferente indicación de uso.

Completamente biodegradable, es un producto absolutamente ecológico. La Konjac es un tubérculo de origen asiático y de ahí proviene esta herramienta de belleza tan útil.

Esponja Konjac: para que sirve y cuales son los beneficios

Existen diferentes tipos de esponjas konjac, algunas de las cuales enriquecidos con ingredientes como carbón o arcillas, con el objetivo de aportar el máximo beneficio posible en función del tipo de piel.

Una vez mojada, la esponja konjac es suave, delicada y porosa, sus características la hacen adecuada para cubrir las necesidades de diferentes tipos de piel. En particular, es adecuada para pieles sensibles y delicadas, ya que limpia y exfolia la piel sin ser agresiva, y para pieles impuras, mixtas y / o con tendencia acneica, facilita una limpieza profunda, sin irritar.

De esta forma la esponja konjac se utiliza principalmente en la cara, pero también existen en el mercado formatos más grandes, para ser utilizados en el resto del cuerpo. Es alcalina y ayuda a equilibrar el pH de la piel. Contiene vitaminas, minerales, ácidos grasos y otras sustancias útiles para el bienestar y la belleza de la piel.

Cómo utilizar correctamente la esponja konjac

La esponja konjac se debe utilizar siguiendo un movimiento rotatorio para favorecer la reactivación de la microcirculación y estimular la regeneración celular, permitiendo además que la piel se re-oxigene. El efecto exfoliante lo que obtienes es suave, pero beneficioso.

La esponja konjac se puede usar solo con agua, ya que es eficaz incluso sin ningún producto. Sin embargo, nada te impide añadirle un poco de jabón o leche limpiadora; en este caso, es aconsejable utilizar solo una pequeña cantidad; la esponja konjac, de hecho, es particularmente eficaz en la distribución de limpiadores y es muy espumosa, con la ventaja de ahorrar mucho producto. En cualquier caso, conviene utilizarla después de desmaquillar el rostro.

Aunque es bastante delicada, no se debe aplicar en el contorno de ojos y no se debe frotar demasiado en las zonas especialmente afectadas por el acné. Es un producto apto para uso diario. Cada color corresponde a una indicación diferente:

  • Esponja konjac blanca es apta para todo tipo de pieles, incluso las más delicadas. También se puede utilizar en niños.
  • La esponja rosa contiene arcilla de este color y se recomienda para pieles secas y sensibles.
  • La verde contiene arcilla verde y, por tanto, es adecuada para pieles mixtas, grasas y / o con tendencia acneica; También existe una versión verde enriquecida con menta piperita, refrescante, iluminadora y tonificante, para pieles mixtas. También de color verde, es la esponja konjac enriquecida con aloe vera, apta para todo tipo de pieles.
  • La Violeta está enriquecida con lavanda y tiene una acción calmante.
  • En color rojo es la versión más adecuada para pieles maduras; de hecho, contiene óxido de hierro y estimula especialmente la regeneración de la piel.
  • La de color negro contiene carbón de bambú y se recomienda para pieles jóvenes propensas al acné. Tiene una acción seborreguladora y ayuda a eliminar las bacterias responsables del acné.
  • En amarillo tiene olor a limón y es adecuad para pieles con poros dilatados y pequeñas imperfecciones.

Resumiendo, la esponja konjac, dijimos, es suave. En realidad, este no es siempre el caso cuando la compras. Si no se vende empapada en agua destilada, es, de hecho, dura y áspera al tacto; en este caso, basta con sumergirla en agua tibia durante unos 5 minutos. Una vez seca siempre se vuelve dura y, por tanto, en cualquier caso, debe mojarse antes de su uso.

Cómo limpiar y guardar correctamente la esponja konjac

Siempre es recomendable enjuagar bien la esponja bajo agua corriente antes del primer uso y después de cada uso. Antes de guardarla, se debe dejar secar bien, colgándola de su propio cordón, para evitar la formación de moho.

Siguiendo estas pequeñas medidas, se mantendrá en condiciones higiénicas, permitiendo una duración, en buen estado, de hasta tres meses. La esponja debe ser reemplazada cuando comience a cambiar de apariencia y se noten los primeros signos de deterioro.

Esponja Konjac: dónde comprarla y cómo elegirla

La esponja konjac es fácil de encontrar, se puede comprar en perfumerías, herbolarios, farmacias y parafarmacias y, por supuesto, en internet. Las marcas que lo comercializan son muchas y en promedio también son variados los precios, en función de las características del producto que vas a elegir.

Puedes encontrarla desde cinco euros o un poco más y, en general, los productos de marcas conocidas, incluso las más comerciales, son de calidad. La diferencia más importante es la duración, algunas duran más e incluso superan los tres meses antes mencionados. La mejor forma de encontrar la que mejor se adapte a tus necesidades es probar más de una.

Dónde comprar la esponja konjac

Esponja verde Konjac

Esponja verde Konjac. Ideal para usar en pieles mixtas o grasas por sus propiedades antibacterianas y desintoxicantes.

Esponja Konjac: descubre qué es y cómo usarla correctamente 1

Esponja Konjac Negra

Esponja Konjac negra con carbón de bambú. Ideal para pieles con tendencia acnéica gracias a sus propiedades depurativas y seborreguladoras.

Esponja Konjac: descubre qué es y cómo usarla correctamente 2

Esponja de Konjac delicada

Esponja Konjac delicada y exfoliante. Ideal para pieles delicadas y sensibles, también apto para recién nacidos.