colores neutros para las paredes

Predominan los materiales naturales y las texturas crudas, todo ello declinado en colores neutros que abrazan la paleta del beige, el gris y el blanco: miel, arena, caqui, crema, mantequilla y topo. Entre los materiales, se hace gran hincapié en la madera natural, tanto clara como oscura, las fibras vegetales, el cuero y la piedra en bruto.

Como ya he mencionado, Living Coral encaja perfectamente en la paleta de los neutros. Combina a la perfección con los detalles dorados, el verde salvia, el negro, el azul y todos los tonos de rosa, para una paleta tono sobre tono de gran refinamiento.

El verde vuelve este año en una paleta inspirada en los colores de la naturaleza, en consonancia con la filosofía “verde” y que se integra en la gama de neutros: el verde oliva, el verde salvia, el verde oscuro e intenso de los bosques y el verde celadón, que recuerda las aguas transparentes de los trópicos.

qué son los colores primarios

Los colores neutros son los de una gama con una saturación muy baja, cercana al gris. Este tipo de colores no destacan demasiado y son ideales para utilizarlos como base de cualquier decoración. El gris, el negro, el marrón, el azul marino, el beige o el blanco pueden considerarse colores neutros. Son los colores ideales para combinar con cualquier decoración que queramos que sea sobria, elegante y atemporal, y además son fácilmente combinables entre sí.

Al igual que jugamos con los tonos y los patrones, podemos hacer lo mismo con las texturas para dar vida a estos espacios. En este caso vemos una cama en la que se han elegido telas en tonos neutros, pero con diferentes texturas, almohadas brillantes y de algodón blanco, mantas suaves con diferentes tejidos. Son ideas sencillas pero que hacen que una decoración en tonos neutros resulte original y divertida.

fase de color

El color gris paloma ilumina las paredes de la casa con su elegancia y refinamiento, convirtiéndose en un auténtico must de la decoración interior. Podría decirse que queda bien todo, desde el loft neoyorquino calentado por el color del ladrillo hasta la casa de campo inmersa en las colinas de la Toscana, combinada con muebles clásicos.

Si su alma busca notas tropicales o étnicas, basta con añadir algunas notas amarillas o rojas a la base gris paloma, que darán la calidez adecuada al ambiente sin agobiarlo.

colores cálidos: ¿qué son?

Los colores provocan infinidad de sensaciones, emociones y recuerdos. Afectan directamente a nuestro estado de ánimo, así que toma nota de estos consejos aplicando la psicología del color en tu baño.

Los tonos claros y sutiles como el verde azulado, el aguamarina, el apio o el aguacate pastel han sido los protagonistas de la decoración de interiores y exteriores este año. Entran en el hogar dándole un aspecto veraniego, sumergiéndolo en una luz y frescura que nos transporta directamente al mar.

Para un look llamativo podemos utilizar un verde intenso que, incluso combinado con otro verde claro, crea un ambiente salvaje y fresco. Además, los colores oscuros añaden un toque de misterio, mientras que los colores vivos amplían el espacio.