Cuando existen imperfecciones importantes que generan malestar, la mujer puede recurrir a la técnica de truco camuflaje. El final deriva, como era de esperar, de la palabra camuffare y del francés maquillage.

A menudo, la cuperosis, los angiomas, las decoloraciones de la piel, el acné, las cicatrices, el vitiligo, las ojeras muy negras y otros defectos pueden crear inseguridades y comprometer la apariencia de una mujer, esto en consecuencia también puede tener efectos psicológicos. Pero, afortunadamente, los modernos técnicas de inventar han hecho grandes avances en este sentido, y las mujeres pueden estar tranquilas: incluso los defectos más obvios pueden cubrirse con camuflaje.

Es fundamental para un buen resultado elegir productos de alta calidad, adecuados para tu piel y con tonos / colores que permitan el efecto de cobertura deseado. Incluso una buena crema como base puede ser particularmente útil para asegurarse de que desaparezca cualquier inseguridad.

Veamos exactamente qué es el camuflaje, cómo se hace y cuándo se recomienda.

Cuando la imperfección se convierte en un problema para la mujer, esta técnica de maquillaje realmente puede ayudar mucho.

Camuflaje: significado y que es

El camuflaje es una técnica de maquillaje que tiene como objetivo disimular las imperfecciones más profundas de la piel. Los objetivos son esencialmente tres: ocultar imperfecciones, crea un maquillaje duradero, deja un efecto natural a pesar de la cobertura profunda.

Para hacer todo esto es necesario contar con productos válidos y pequeñas herramientas adecuadas a tus necesidades. Claramente, se deben utilizar cosméticos que cubran profundamente y duren al menos 12/24 horas, por lo tanto, aquellos que sean resistentes al agua y que también tengan un factor protector para proteger incluso las pieles sensibles. Mejor aún si utiliza productos hipoalergénicos y no comedogénicos, sin fragancias y delicados pero “fuertes” por la cobertura efectiva que deben garantizar.

Quizá te interese  ¿Cómo se pegan las pestañas pelo a pelo?

Camuflaje facial: ¿cómo se hace?

Para hacer un camuflaje excelente, primero debes equiparte con esponja, cepillos y, si es necesario, utilice ambos, con la ayuda de los dedos. Para realizar esta técnica de maquillaje supercubridor, necesitas: una crema de color especial, prebase, base, polvos sueltos, corrector (neutralizador) del color opuesto a la imperfección que quieres tapar.

Por lo tanto, los colores que deben cubrir las imperfecciones deben ‘combinarse’ con las decoloraciones que se van a ocultar:

  • decoloración en el rojo: suele ser cuperosis y se utiliza el corrector Gris verdoso
  • decoloración en el azul negro: típico de las ojeras, se utiliza una cobertura naranja
  • decoloración en el marrón: clásico en manchas solares, el corrector debe estar encendidonaranja pálido
  • decoloración en el Violeta: color típico de los hematomas, el corrector se elige en amarillo
  • cicatriz clara: se utiliza un corrector marrón

Para el éxito de la operación, es fundamental elegir productos de calidad

En primer lugar, se presenta uno crema hidratante por toda su cara, para prepararla para el maquillaje. Luego pasamos a la imprimación para una buena duración del maquillaje y para uniformarlo (mejorando el efecto natural). Tras estos dos pasos, te pones a trabajar en las imperfecciones: con las cremas especiales para camuflaje y correctores cubres las imperfecciones con una esponja, ayudándote en determinados puntos con los dedos. Una vez cubiertas bien las imperfecciones, terminamos extendiendo el Fundación y el polvo suelto para arreglar mejor todo.

A la hora de adquirir los productos adecuados, siempre es recomendable pedir consejo a expertos y utilizar productos especialmente delicados con Spf (factor de protección solar), sobre todo si vas a tapar una imperfección con una lesión reciente (por ejemplo, granos obvios en el mentón). ). De hecho, un producto demasiado agresivo podría empeorar la herida.

Quizá te interese  ¿Cómo hacer para tener los labios más grandes?

Para deshacerse del truco, finalmente puede usar uno. desmaquillador suave.

Cuando se recomienda

Se recomienda el camuflaje siempre que una mancha se convierta en un problema para la mujer, hasta el punto de comprometer su vida social. Cuando el malestar es fuerte, puedes utilizar esta técnica válida y superar tus imperfecciones. Esta técnica también se utiliza para ocultar tatuajes no deseados.

La piel de la cara puede estar sujeta a cambios, por ejemplo, durante la el embarazo o simplemente por la edad avanzada, o por el efecto nocivo de rayos ultravioleta. Otras veces, una cara imperfecta puede ser causada por cicatrices como resultado de accidentes o cirugías. Aquí el truco en estos casos ya no es un aliado para embellecernos, sino una verdadera herramienta para reparar las imperfecciones más profundas.