dulces de lactancia

Aumentar la producción de leche materna parece un objetivo importante para muchas madres primerizas, dado el temor generalizado y a menudo injustificado de que la leche producida no sea suficiente para cubrir las necesidades nutricionales del bebé.

Para hacer frente a la baja producción de leche, muchas madres utilizan un remedio totalmente natural. Esta estrategia consiste en tomar ciertos alimentos y hierbas galactogogos durante todo el periodo de lactancia.

Las hierbas galactógenas tienen la acción inversa, es decir, dificultan la producción de leche materna. Además de los productos naturales, también hay que prestar atención a diversos medicamentos, como los antihistamínicos, los diuréticos, los anticonceptivos hormonales (estrogénicos u oestroprogestínicos) y todos aquellos medicamentos que contengan efedrina y sus derivados (prohibidos durante el embarazo).

verduras que deben evitarse durante la lactancia

Por otro lado, basta con pensar en las diferentes culturas y países en los que las especias y los sabores picantes se utilizan habitualmente en la cocina (México, India, etc.) y las madres no dejan de comer estos alimentos durante la lactancia.

El marisco (pescado y marisco) puede formar parte de la dieta saludable de la madre y tener beneficios para el bebé, tanto durante el embarazo como durante la lactancia: es muy bueno para la salud y sus beneficios superan con creces cualquier preocupación por la presencia de sustancias químicas.

En definitiva, la alimentación debe reflejar básicamente una dieta equilibrada normal, rica en verduras y frutas, pero con todos los nutrientes presentes en las proporciones adecuadas (pasta, pan, carne…): se hace especial hincapié en el consumo de pescado que, al ser rico en DHA, es especialmente útil en el desarrollo del sistema nervioso del recién nacido.

ensalada de lactancia

Asegúrate también de consumir suficiente calcio, ya que las reservas de calcio se agotan durante la lactancia.3 Intenta comer cuatro raciones al día de productos lácteos como leche, yogur y queso, o de productos no lácteos como frutos secos, tofu, semillas de sésamo y verduras de hoja verde. Una ración puede equivaler a media tarrina de verduras o a un pequeño trozo de queso de 50 gramos.

La leche materna adquiere el sabor de los alimentos que usted come.10 Por lo tanto, si elige una dieta variada durante la lactancia y expone a su bebé a diferentes sabores, es posible que a éste le acaben gustando esos sabores en el futuro.

Si sigues una dieta vegetariana, vegana, macrobiótica o de otro tipo, consulta a un profesional de la salud para asegurarte de que tú y tu bebé reciben todos los nutrientes que necesitan.

1 Servicio Nacional de Salud (NHS) [Internet]. Burnley, Reino Unido: Departamento de Salud; 2018. Deben las mujeres embarazadas y en periodo de lactancia evitar algunos tipos de pescado?; 2015 Jul 06 [citado 2018 Apr 12]; Disponible en: https://www.nhs.uk/chq/Pages/should-pregnant-and-breastfeeding-women-avoid-some-types-of-fish.aspx

alimentos que deben evitarse durante la lactancia materna pdf

La pasta, el arroz, el pan y los cereales también son importantes, ya que proporcionan la cantidad adecuada de energía durante el día, incluso mejor si son integrales. Por último, el consumo regular de frutas y verduras de temporada aumenta la presencia de vitaminas en la leche materna.

Entre los alimentos desaconsejados durante la lactancia se encuentran el marisco, los moluscos y la caza, que pueden llegar al bebé a través de la leche, provocando reacciones como erupciones cutáneas, intolerancia o diarrea.

También deben evitarse los cacahuetes, los frutos secos, las fresas, los melocotones y el chocolate, porque pueden provocar reacciones alérgicas en el bebé. También deben evitarse los alimentos conservados y los embutidos que contengan productos químicos, como aditivos y conservantes.

Por lo tanto, la dieta de una madre primeriza debe ser rica y, sobre todo, variada: si se comen siempre los mismos alimentos se corre el riesgo de excluir algunos nutrientes importantes para el crecimiento del bebé.

Como último consejo, te sugerimos que no hagas un ayuno de muchas horas, sino que tomes al menos dos tentempiés, uno por la mañana y otro por la tarde, y que cocines de forma sencilla, prefiriendo la cocción al vapor o al horno, que puede reducir la grasa de los alimentos.

Quizá te interese  ¿cuánto tiempo dura el tratamiento para la epilepsia?