Arte medieval

El periodo del Arte Medieval abarca un inmenso rango de tiempo y lugar, ya que incorpora más de 1000 años de historia del arte dentro de Europa. El arte medieval, que comenzó con la caída del Imperio Romano y finalizó a principios del siglo XIV, fue un periodo increíblemente influyente en la cultura artística occidental de la época. Debido a su duración, se realizaron muchas innovaciones y artefactos únicos durante el movimiento del Arte Medieval, y esta influencia artística llegó también a Asia Occidental y al norte de África.

El arte medieval, que se originó en el norte de Europa tras el colapso del Imperio Romano, incluyó algunos de los principales movimientos y periodos artísticos conocidos en la historia del arte. Influenciado por la herencia artística de la época romana anterior y las costumbres iconográficas de la Iglesia cristiana primitiva, el periodo medieval existió como una amalgama de estas herencias artísticas.

Debido a la amplitud del periodo artístico medieval, el movimiento puede dividirse generalmente en varios periodos y estilos distintos. Estas fases artísticas han pasado a denominarse arte paleocristiano, arte bizantino, arte prerrománico y románico, y arte gótico. Además de estos diversos estilos, cada región de Europa exhibió un estilo artístico de manera muy distinta, lo que significa que algunas piezas de Arte Medieval variaron mucho de una región a otra a pesar de haber sido creadas dentro del mismo período de tiempo.

Tipos de arte medieval

El periodo del Arte Medieval abarca un inmenso rango de tiempo y lugar, ya que incorpora más de 1000 años de historia del arte dentro de Europa. El arte medieval, que comenzó con la caída del Imperio Romano y finalizó a principios del siglo XIV, fue un periodo increíblemente influyente en la cultura artística occidental de la época. Debido a su duración, se realizaron muchas innovaciones y artefactos únicos durante el movimiento del Arte Medieval, y esta influencia artística llegó también a Asia Occidental y al norte de África.

El arte medieval, que se originó en el norte de Europa tras el colapso del Imperio Romano, incluyó algunos de los principales movimientos y periodos artísticos conocidos en la historia del arte. Influenciado por la herencia artística de la época romana anterior y las costumbres iconográficas de la Iglesia cristiana primitiva, el periodo medieval existió como una amalgama de estas herencias artísticas.

Debido a la amplitud del periodo artístico medieval, el movimiento puede dividirse generalmente en varios periodos y estilos distintos. Estas fases artísticas han pasado a denominarse arte paleocristiano, arte bizantino, arte prerrománico y románico, y arte gótico. Además de estos diversos estilos, cada región de Europa exhibió un estilo artístico de manera muy distinta, lo que significa que algunas piezas de Arte Medieval variaron mucho de una región a otra a pesar de haber sido creadas dentro del mismo período de tiempo.

Línea de tiempo de la Edad Media

El declive de la población, los traslados al campo, las invasiones y las migraciones comenzaron en la Antigüedad tardía y continuaron en la Alta Edad Media. Los movimientos a gran escala del Período Migratorio, incluidos varios pueblos germánicos, formaron nuevos reinos en lo que quedaba del Imperio Romano de Occidente. En Occidente, la mayoría de los reinos incorporaron las pocas instituciones romanas existentes. Se fundaron monasterios mientras continuaban las campañas de cristianización de la Europa pagana. Los francos, bajo la dinastía carolingia, establecieron brevemente el Imperio carolingio a finales del siglo VIII y principios del IX. Abarcó gran parte de Europa occidental, pero más tarde sucumbió a las presiones de las guerras civiles internas combinadas con las invasiones externas: vikingos del norte, húngaros del este y sarracenos del sur.

A medida que la alfabetización disminuía y el material impreso sólo estaba al alcance de monjes y monjas que copiaban manuscritos iluminados, el arte se convirtió en el principal método para comunicar las narraciones (normalmente de carácter bíblico) a las masas. La transmisión de historias complejas tuvo prioridad sobre la producción de imágenes naturalistas, lo que llevó a un cambio hacia figuras estilizadas y abstractas durante la mayor parte de la Alta Edad Media. La abstracción y la estilización también aparecieron en la imaginería accesible sólo a comunidades selectas, como los monjes de monasterios remotos como el complejo de Lindisfarne, en la costa de Northumberland, Inglaterra.

Primera Edad Media

Casi todas las culturas han dado (y siguen dando) alguna importancia a sus objetos visuales, lo que podemos llamar “arte”. Para comenzar sus lecturas, exploraremos algunas ideas de arte de la tradición occidental desde la Edad Media hasta hoy. Este capítulo introductorio es más largo que la mayoría de las otras lecturas, y deberías empezar a ver lo difícil que es entender esto que llamamos “arte”.

Comenzamos considerando la producción y el consumo de arte desde las Cruzadas hasta el período de la Reforma Católica. La atención se centra en el arte de la cristiandad medieval y renacentista, pero esto no implica que Europa fuera insular durante este periodo. El periodo fue testigo de la lenta erosión de los estados cruzados en Tierra Santa, a los que finalmente se renunció en 1291, y del mundo griego bizantino hasta que Constantinopla cayó en manos de los otomanos en 1453. Colón realizó su viaje a las Américas en 1492. La cristiandad medieval conocía bien a sus vecinos. El comercio, la diplomacia y la conquista conectaron a la cristiandad con el resto del mundo, lo que a su vez repercutió en el arte.