Decatlón de bastones de marcha nórdica

Atención: iniciarse en la marcha nórdica no significa simplemente practicar la marcha deportiva o rápida que hemos descrito aquí. La marcha nórdica, para garantizar todos sus efectos beneficiosos, requiere la aplicación de una técnica precisa y correcta.

Por lo tanto, lo primero que hay que hacer es reaprender a caminar con la espalda recta y moviendo alternativamente brazos y piernas (pie izquierdo y mano derecha hacia delante, y viceversa) para favorecer la torsión de la pelvis que estimula los músculos de la pared abdominal. Esta postura correcta y la coordinación resultante también van acompañadas de la postura específica del pie, que comienza con el talón y continúa con el característico giro hacia la punta. El uso de los bastones, y el consiguiente cierre y apertura de la mano al agarrar y soltar, no sólo permite comprometer los músculos de la parte superior del cuerpo, sino que también alarga la anchura de la zancada, con numerosos efectos beneficiosos en términos de compromiso cardiovascular y tonificación.

Contraindicaciones de la marcha nórdica

En primer lugar, hay que señalar que la pértiga no se utiliza para apoyar, sino para empujar. Además, la postura, la alineación del cuerpo, la coordinación y el movimiento de los pies también son cruciales durante el entrenamiento.

Los pies deben estar paralelos y apuntando hacia delante; hay que tener cuidado de no girarlos hacia dentro o hacia fuera. Para mantener los pies en la dirección correcta, imagina que tiras de ellos a lo largo de una línea, teniendo cuidado de no poner demasiado peso en el interior del pie, sino de distribuir el peso en el centro o incluso en el exterior.

Quizá te interese  ¿Por qué se llaman pesas rusas?

Para corregir este movimiento incorrecto, deténgase y comience a caminar de nuevo, arrastrando los bastones detrás de usted. Cuando te sientas preparado, vuelve a agarrar los bastones y colócalos en el suelo, continuando tu marcha natural. Cuando lleves un brazo hacia delante, lleva también la pierna del lado contrario hacia delante.

Si apuntas los bastones demasiado hacia delante, dificultarás el empuje además de provocar un traumatismo en las articulaciones. Si los apuntas demasiado hacia atrás, no darás un empujón lo suficientemente eficaz para tonificar los músculos.

Técnica de la marcha nórdica

En la práctica, se trata de una marcha en la que los brazos empujan en direcciones opuestas y alternas a los pies con la ayuda de unos palos especiales. Durante el entrenamiento, los movimientos implican hasta el 90% de los músculos del cuerpo.

De hecho, hay que ponerse de pie manteniendo la pelvis y la espalda rectas. Además, a menudo no seguimos los movimientos naturales de los pies y la torsión de la pelvis. De hecho, en una caminata correcta, un paso comienza con el contacto del talón y termina con un empuje de la punta del pie, el llamado balanceo. Además, el movimiento de los hombros y la pelvis crea una contratorsión que hace trabajar activamente los músculos de la parte central del cuerpo.

Los brazos y los pies se mueven hacia adelante y hacia atrás alternativamente, la pierna izquierda y el brazo derecho, la pierna derecha y el brazo izquierdo respectivamente. Las manos realizan movimientos directos hacia adelante. Con el uso de palos, la anchura de la zancada aumenta. La mano, al llevar el brazo hacia atrás, debe abrirse para soltar el bastón.

Quizá te interese  ¿Cómo bajar de peso y quemar grasa en una semana?

Marcha nórdica cuántas veces a la semana

“Redescubierto” porque durante el periodo en que tuve que dejar la bicicleta en casa, redescubrí y recorrí lugares de la región de Biella que me parecían diferentes, mi perspectiva había cambiado y mi ritmo también. Volví a descubrir con calma mi tiempo y el paisaje que me rodeaba.

Cuando me di cuenta de todos los beneficios físicos y mentales que me aportaba, decidí profundizar en esta disciplina estudiando, primero con la ANWI (Associazione Nordic Walking Italia) y luego con la SINW (Scuola Italian Nordic Walking).

Plantillas antichoque y antivibratorias recortadas, ergonómicas y flexibles que se adaptan a todo tipo de calzado deportivo, sustituyendo a la plantilla original. Con la estructura AIR FAM para amortiguar los impactos y asegurar los cambios de dirección violentos. Perfecto para el deporte.

Adecuado para la espalda curva desestructurada, patologías del hombro con compensación escapular, cervicobraquialgia, hipotonotrofia de la musculatura del tronco, contracturas musculares de los trapecios, escápulas medializantes.