Endorfinas del entrenamiento

En primer lugar, puedes tener signos físicos (como dolores de cabeza, músculos tensos o doloridos, o problemas para dormir), signos emocionales (como sentirte ansioso o deprimido), o ambos. El estrés puede hacerte sentir malhumorado, olvidadizo o fuera de control.

Y las implicaciones del estrés para la salud mental pueden ser más graves para algunos grupos, que ya corren más riesgo de sufrir ansiedad o depresión. Las mujeres, por ejemplo, tienen más del doble de probabilidades de ser diagnosticadas de depresión que los hombres. Y sólo uno de cada tres afroamericanos que necesita tratamiento de salud mental lo recibe.

La actividad física regular, como caminar a paso ligero, puede mejorar su calidad de vida y aliviar el estrés, la tensión, la ansiedad y la depresión. Puede notar una sensación de “bienestar” inmediatamente después de su entrenamiento, y también ver una mejora en el bienestar general con el tiempo a medida que la actividad física se convierte en una parte regular de su vida.

El ejercicio reduce el estrés estudio

Descansar y relajarse. Es una expresión tan común que se ha convertido en un cliché. Y aunque el descanso realmente puede ser relajante, la frase hecha hace que muchos pasen por alto el hecho de que el ejercicio también puede ser relajante. Esto es cierto tanto para la mayoría de las formas de actividad física como para los ejercicios específicos de relajación.

El ejercicio es una forma de estrés físico. ¿Puede el estrés físico aliviar el estrés mental? Alexander Pope pensaba que sí: “La fuerza de la mente es el ejercicio, no el descanso”. Platón estaba de acuerdo: “El ejercicio curaría la conciencia culpable”. Tú también lo pensarás, si aprendes a aplicar el estrés físico del ejercicio de forma controlada y graduada.

Quizá te interese  ¿Cuáles son los 10 hábitos saludables?

El ejercicio aeróbico es clave para tu cabeza, al igual que para tu corazón. Puede que al principio no estés de acuerdo; de hecho, los primeros pasos son los más difíciles y, al principio, el ejercicio será más trabajo que diversión. Pero a medida que se ponga en forma, empezará a tolerar el ejercicio, luego a disfrutarlo y finalmente a depender de él.

El ejercicio aeróbico regular producirá cambios notables en su cuerpo, su metabolismo, su corazón y su espíritu. Tiene una capacidad única para estimular y relajar, para proporcionar estimulación y calma, para contrarrestar la depresión y disipar el estrés. Es una experiencia común entre los atletas de resistencia y se ha verificado en ensayos clínicos que han utilizado con éxito el ejercicio para tratar los trastornos de ansiedad y la depresión clínica. Si los atletas y los pacientes pueden obtener beneficios psicológicos del ejercicio, usted también puede hacerlo.

Beneficios de la actividad física

Todo el mundo se estresa. Es una parte normal de la vida – ¡pero eso no significa que debas lidiar con ello! Hay muchas técnicas, actividades y terapias que pueden ayudar a aliviar el estrés, pero el ejercicio podría ser la forma más beneficiosa de reducir el estrés de forma natural.

¿Por qué? La actividad física reduce los niveles de cortisol (la hormona del estrés de tu cuerpo). Ponerse en marcha y sudar hace que su cuerpo produzca endorfinas, que ayudan a su cuerpo y mente a relajarse. Dormirás mejor, tendrás la mente más despejada y mejorarás tu estado de ánimo gracias a una sesión de ejercicio para aliviar el estrés.

Aunque cualquier ejercicio reduce el estrés de forma natural, queremos compartir con usted siete actividades físicas que actúan específicamente para conectar la mente y el cuerpo, promoviendo una sensación instantánea de calma y bienestar. Estas actividades físicas proporcionan un buen entrenamiento para tu cuerpo, a la vez que son relajantes y terapéuticas.

Quizá te interese  ¿Cuántas veces tengo que subir y bajar las escaleras?

Esta popular práctica mente-cuerpo aúna disciplinas físicas y mentales para ayudarle a relajarse al tiempo que aumenta la fuerza física y la flexibilidad. Combina las posturas con la respiración controlada y la atención plena. Según la Clínica Mayo, el yoga puede ayudar a reducir el estrés, disminuir la presión arterial y reducir el ritmo cardíaco.

Ejercicio de relajación

Los artículos de Verywell Fit son revisados por médicos certificados y profesionales de la salud especializados en nutrición y ejercicio. Los revisores médicos confirman que el contenido es exhaustivo y preciso, y que refleja las últimas investigaciones basadas en la evidencia. El contenido se revisa antes de su publicación y en caso de actualizaciones sustanciales. Más información.

Si usted es como la mayoría de las personas, el estrés es una parte habitual de su día. Algunas estadísticas sugieren que hasta el 77% de nosotros sentimos los efectos físicos del estrés de forma regular, en forma de dolores de cabeza, insomnio, ansiedad, aumento de peso, dolores musculares, mal humor y dificultad para concentrarse.

Aunque no es posible deshacerse por completo del estrés, aprender a manejarlo de forma saludable puede ayudar a aliviar algunos de los peores síntomas. Descubra por qué el ejercicio puede ser una de las formas más eficaces de ayudarle a controlar el estrés.

Cuando estás estresado, ¿qué es lo primero que haces? ¿Tomar una copa? ¿Discutir con tu pareja? ¿Descargar al conductor de enfrente? A veces, liberar el estrés de esa manera puede suponer un alivio temporal, pero tiene sus consecuencias, entre las que destacan un cónyuge enfadado o un conductor enfadado.