Sarcopenia

ResumenEl músculo esquelético es la reserva de proteínas de nuestro cuerpo y un importante regulador de la homeostasis de la glucosa y los lípidos. En consecuencia, el aumento o la pérdida de masa muscular puede influir en el metabolismo general, la locomoción, la alimentación y la respiración. Por lo tanto, no es de extrañar que la pérdida excesiva de músculo sea un índice de mal pronóstico de una serie de enfermedades que van desde el cáncer, la insuficiencia de órganos, las infecciones y el envejecimiento no saludable. La función muscular está influida por diferentes sistemas de calidad que regulan la función de las proteínas contráctiles y los orgánulos. Estos sistemas están controlados por programas dependientes de la transcripción que adaptan las células musculares a las claves ambientales y nutricionales. El estrés mecánico, oxidativo, nutricional y energético, así como los factores de crecimiento o las citoquinas, modulan vías de señalización que, en última instancia, convergen en el recambio de proteínas y orgánulos. Continuamente surgen nuevos conocimientos que controlan y orquestan esta compleja red, que se resumirán en esta revisión. La comprensión de los mecanismos que controlan la masa muscular proporcionará objetivos terapéuticos para el tratamiento de la pérdida muscular en enfermedades hereditarias y no hereditarias y para la mejora de la calidad de vida durante el envejecimiento.

Atrofia nerviosa

Los trastornos neuromusculares afectan a los nervios que controlan los músculos voluntarios y a los que comunican la información sensorial al cerebro. Las células nerviosas (neuronas) envían y reciben mensajes eléctricos hacia y desde el cuerpo para ayudar a controlar los músculos voluntarios. Cuando las neuronas no están sanas o mueren, la comunicación entre el sistema nervioso y los músculos se interrumpe. Como resultado, los músculos se debilitan y se desgastan (atrofia).

Quizá te interese  ¿Cómo bajar de peso y quemar grasa en una semana?

Estos trastornos dan lugar a una debilidad y fatiga muscular que progresa con el tiempo. Algunos trastornos neuromusculares tienen síntomas que comienzan en la infancia, mientras que otros pueden aparecer en la niñez o incluso en la edad adulta. Los síntomas dependerán del tipo de trastorno neuromuscular y de las zonas del cuerpo afectadas.

El médico examinará al paciente y elaborará su historial médico y familiar. La comprobación de los reflejos y la fuerza muscular del paciente, así como la evaluación de otros síntomas, pueden llevar al médico a solicitar otras pruebas diagnósticas, entre ellas:

Entropía muscular

Los artículos de Verywell Health son revisados por médicos certificados y profesionales de la salud. Estos revisores médicos confirman que el contenido es exhaustivo y preciso, y que refleja las últimas investigaciones basadas en la evidencia. El contenido se revisa antes de su publicación y en caso de actualizaciones sustanciales. Más información.

La atrofia muscular es una condición en la que los músculos se encogen. Suele ser visible y provoca debilidad y disminución del tono muscular. Hay muchas causas de la atrofia muscular. A menudo se produce con condiciones médicas graves, especialmente con la caquexia en el cáncer y el VIH/SIDA. Los tratamientos incluyen diferentes estrategias, como la nutrición, el ejercicio o la medicación. Entonces, ¿qué es la atrofia muscular y qué se puede hacer para revertirla?

Varios de estos problemas pueden causarse mutuamente y pueden agravar los efectos. Por ejemplo, el cáncer puede provocar la degradación de los músculos debido a la enfermedad, y la fatiga relacionada con el cáncer también puede conducir a un estilo de vida sedentario, lo que hace que la atrofia progrese aún más.

Quizá te interese  ¿Cómo eliminar la grasa del abdomen bajo mujeres?

En el caso de los músculos, existe definitivamente el principio de “úsalo o piérdelo”. Si ha estado activo y haciendo ejercicio, sus músculos aumentarán de tamaño y se fortalecerán en respuesta. Si deja de utilizar ciertos músculos durante demasiado tiempo, éstos disminuirán de tamaño, así como de fuerza.

Pérdida de masa muscular

¿Qué es la atrofia muscular? La pérdida de masa muscular, conocida en términos técnicos como atrofia muscular, significa que se pierde masa muscular. La pérdida de masa muscular se traduce en una reducción de la fuerza. La debilidad muscular provoca dificultades en los movimientos, como caminar o subir escaleras. La pérdida muscular puede deberse a

inmovilización (por ejemplo, en una escayola), o por enfermedades neuromusculares. Las enfermedades musculares provocan la muerte de las células musculares. La inmovilización hace que las células se reduzcan. En ambos casos, el músculo se descompone y se transforma en grasa y tejido conectivo. El entrenamiento específico para

Causas de la atrofia muscularLas causas más comunes de la atrofia muscular son la inactividad física debida al dolor o al reposo en cama, y la inmovilización prolongada de una articulación, por ejemplo, con una escayola o una férula. El proceso de envejecimiento puede

La debilidad muscular no siempre está causada por la inactividad. En algunos casos, puede estar causada por una enfermedad neuromuscular. Neuromuscular significa que el nervio o el músculo se ven afectados por trastornos metabólicos, genéticos o del sistema nervioso.