Los mejores alimentos para el dolor de piernas

Este artículo fue escrito por Melody Sayers, MS, RD, NASM-CPT. Melody Sayers es una dietista registrada y entrenadora personal certificada por la NASM (Academia Nacional de Medicina Deportiva). Es la propietaria de Elevate Your Plate®, un consultorio privado de asesoramiento nutricional y entrenamiento personal, centrado en un enfoque basado en la evidencia, individualizado, realista y orientado a los resultados para mejorar la salud. Con más de 8 años de experiencia, Melody ha trabajado tanto en el sector privado como en el de la sanidad pública, ayudando tanto a individuos como a comunidades a alcanzar hitos en el control de su peso y la prevención de enfermedades. Actualmente tiene un Certificado en Control de Peso para Adultos y un Máster en Nutrición, Dietética y Ciencias de la Alimentación por la Universidad Estatal de California – Northridge.

¿Tienes las piernas tan delgadas que recibes comentarios cada vez que llevas pantalones cortos? Conseguir unas piernas más grandes y torneadas puede llevar un tiempo, ya que las piernas que son delgadas por naturaleza tienden a permanecer así y pueden volverse incluso más pequeñas con la edad. La buena noticia es que puedes ganar algunos centímetros haciendo una serie de ejercicios para las piernas y consumiendo muchas calorías para estimular el crecimiento muscular. Si todo lo demás falla, también puedes crear la ilusión de tener unas piernas más grandes utilizando algunos trucos de estilo. Sigue leyendo para saber más sobre cómo agrandar las piernas delgadas.

Cómo conseguir unos muslos más grandes

La vitamina A desempeña un papel fundamental en el mantenimiento de la salud de los ojos, la piel y los revestimientos de los tractos respiratorio, digestivo y reproductor. También es esencial para el buen funcionamiento de los riñones y el desarrollo normal de los huesos, los dientes y el tejido nervioso. La vitamina A procede del caroteno de las plantas verdes y amarillas.

“La función fisiológica específica de la vitamina E no está clara”, dice Eric Bailey, especialista en nutrición de vacuno de la Universidad de Missouri. “Su función principal puede ser la de antioxidante químico para reducir la destrucción de otras vitaminas y ácidos grasos esenciales tanto en el tracto digestivo como después de su absorción”.

Aunque son fundamentales en la dieta del ganado, los posibles problemas derivados de las deficiencias de una o varias de estas tres vitaminas suelen ser poco frecuentes. La suplementación puede ser útil, pero no siempre es una bala de plata.

Los primeros signos de deficiencias de vitamina A son la ceguera nocturna, la pérdida de apetito, el pelo áspero, los ojos apagados, la ralentización de las ganancias y la reducción de la eficiencia alimentaria. Los animales deficientes pueden tener una menor fertilidad y un menor porcentaje de partos.

El mejor entrenamiento de piernas

El pollo es un alimento básico en muchas dietas -el estadounidense medio come 90 libras al año, según la Universidad del Sur de Florida- y la jugosa carne oscura de los muslos de pollo funciona bien en una variedad de platos. Además, los muslos de pollo son una adición saludable a la dieta, ya que aportan los minerales y las vitaminas que las células necesitan para funcionar. Sólo tiene que asegurarse de retirar la piel y la grasa de los muslos de pollo antes de cocinarlos para minimizar el consumo de grasas saturadas.

Los muslos de pollo contienen un número moderado de calorías: cada muslo, sin piel, aporta 106 calorías, mientras que un muslo de pollo sin piel contiene 176 calorías. Ambos cortes de muslo de pollo aportan amplias cantidades de proteínas, un nutriente importante para la reparación de los tejidos y el crecimiento muscular. Cada muslo ofrece 17 gramos de proteínas, y cada muslo contiene 28 gramos. Esto contribuye de forma significativa a los requisitos de ingesta diaria de proteínas de 46 gramos para las mujeres y 56 gramos para los hombres. Los muslos de pollo también contienen algo de grasa: 3,7 gramos por muslo y 6,2 gramos por muslo. Esta grasa proporciona energía para alimentar su estilo de vida y ayuda a la absorción de vitaminas.

Los mejores ejercicios de piernas para ganar masa

Comer bien es algo más que controlar el peso. Hay que ingerir el equilibrio adecuado de nutrientes, vitaminas y minerales para que todos los sistemas del cuerpo funcionen correctamente y para mantener los huesos y los músculos fuertes y sanos.

En nuestra cultura centrada en el peso, es fácil centrarse tanto en la grasa y las calorías de los alimentos que ingerimos que no tenemos en cuenta cómo afecta una comida concreta a todo el organismo. ¿Sabes qué nutrientes había en tu última comida? ¿Cómo le ayudará esa comida a mantener la estructura de su cuerpo fuerte?

A medida que envejecemos, nuestros huesos se vuelven más frágiles y los músculos se debilitan, pero una dieta nutritiva ahora puede ayudar a preservar la fuerza de los huesos y los músculos. Para tener unos huesos fuertes, el cuerpo necesita dos nutrientes clave: el calcio y la vitamina D. El calcio es el mineral que fortalece los huesos y los dientes, y la vitamina D ayuda al cuerpo a absorber el calcio y a mejorar el crecimiento de los huesos.

Los entrenamientos de fuerza en el gimnasio son excelentes para desarrollar la fuerza y la resistencia muscular, pero los músculos también necesitan una nutrición adecuada o lo que hagas en el gimnasio no importará mucho. Al igual que los huesos necesitan vitamina D y calcio, los músculos necesitan proteínas para mantenerse fuertes y sanos.