Era una niña de apenas 11 años, valeria grillo, expiró demasiado pronto en su cama la noche del sábado 26 de marzo. Una pesadilla interminable para la pobre madre que fue la primera en darse cuenta de la tragedia. Valeria era una niña llena de vida con muchos sueños en el cajón que, por desgracia, ya no se pueden realizar en esta existencia.

La noche anterior a su muerte, la niña se había quejado de que no se sentía muy bien, pero nadie podía imaginar que lo estuvieran. presagios de la muerte. Parece haber un punto oscuro en la historia, ya que los padres, preocupados por las quejas de su hija, acudieron de inmediato al médico de familia para que la examinara. Aquí está la respuesta.

El hecho

Un luto que trastorna a toda la comunidad de Rometta, y más allá. Es difícil aceptar tal duelo, sobre todo si todavía es difícil entender cómo pudo haber sucedido. El niño no parecía sufrir ningún problema de salud en particular tanto que, aparte de i enfermedades advirtió la noche anterior a su muerte, nunca se había quejado de nada grave.

Sin embargo, sus padres, el viernes por la noche, habían decidido llevársela de médico quien, tras un minucioso examen, al no haber encontrado nada en particular, había comunicado a sus padres que podía llevar a la pequeña a casa sin peligro. En resumen, Valeria parecía estar bien. A la mañana siguiente, sin embargo, ahí está. sorpresa dramática, Valeria nunca más se ha despertado. En medio de la más profunda desesperación, los padres llamaron a los médicos quienes, llegados al lugar, no pudieron evitar constatar la muerte.

Toda la comunidad de origen de la familia en el área de Messina está molesta. Numerosos mensajes de condolencia a la familia, incluidos los de Alcalde de Rameta: “En mi nombre, en nombre de la administración municipal y de toda la comunidad de Rometto, asombrados y conmocionados por el repentino fallecimiento de la pequeña Valeria Grillo, expreso, consternado, mi más sentido pésame a los padres y a toda la familia”.